Pincha aquí y te llamamos

Seleccionar página
Home » Impulsa tu negocio » Noticias y Artículos de Marketing » Guía definitiva sobre tipos de banner

Guía definitiva sobre tipos de banner

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (27 votos, promedio: 3,10 de 5)
Cargando...
Fecha:25/02/2019
Guía definitiva sobre tipos de banner

El banner es una de las formas de publicidad más usadas en internet. Su característica más definitoria es que tiene el formato de una imagen y que, al clicar sobre ella, normalmente redirige a una página web o landing page de la marca que promociona.

Los banners pueden aparecer en webs, blogs, redes sociales, vídeos de Youtube o apps y pueden ser contratados de diversas formas: desde el contrato directo con el medio en el que se van a alojar o redes de display, pasando por las redes de afiliación.

Tradicionalmente, el formato que se conocía como banner es el que tiene unas medidas de 468x60 píxeles, un tamaño que hace que este anuncio se adapte a espacios muy pequeños.

Sin embargo, este tamaño tiene la desventaja de que puede ser demasiado reducido para captar la atención del público, lo que se suma al hecho de que la disponibilidad de anuncios de display para estas medidas suele ser limitada, por lo que el rendimiento del anuncio puede no ser el óptimo.

La evolución natural del banner ha dado lugar a diferentes formatos, que también se engloban de forma habitual bajo la misma etiqueta de ‘banner’, aunque no cuenten con las medidas originales de este. A continuación repasamos algunos de los tipos de banners más conocidos.

Los tipos de banners más utilizados

Los banners pueden adoptar un sinfín de formatos (estáticos, imágenes animadas o incluso vídeos) y medidas diferentes.

-Robapáginas: Es uno de los más usados en internet y tiene un buen rendimiento cuando se inserta dentro del contenido de texto o al final de los artículos. Puede localizarse rápidamente, con un solo vistazo rápido a la web, y sin entorpecer la visión del contenido. Su tamaño más habitual es el de 300×250.

-Leaderboard o banner de 728x90: Alargado y estrecho, funciona bien cuando se sitúa sobre el contenido principal (en la parte superior de la web) o en los foros. Si se realiza con el tamaño 320x50 estará optimizado para dispositivos móviles y funciona especialmente bien cuando se sitúa al final de la página.

-Skyscrapper: Este banner tiene un diseño vertical, muy adecuado para ser colocado en los laterales de las páginas web. El más utilizado es el denominado skyscraper ancho, de 160 x 600,  que ofrece un mejor rendimiento.

Otros formatos de banner:

-Intersticiales: Este tipo de banner se utiliza para los anuncios de pantalla completa, pero cuenta con la desventaja de que solo es compatible con aplicaciones para móviles y de que percibe como muy invasivo por los usuarios, ya que para poder leer el contenido necesitamos cerrarlo, porque se superpone a la web.

-Botones: Pueden ser de diferentes tamaños, como 125x125, 120x60 o 88x31. Se adaptan a espacios pequeños pero son muy simples en el diseño y solo pueden admitir texto e imágenes no animadas, por lo que cada vez se desecha más su uso.

-Rich media: Son anuncios que buscan crear una experiencia de usuario atractiva, para lo que echan mano de animaciones y vídeos que fomentan la interacción. Hay que tener cuidado al incluirlos en una web, ya que suelen ser muy pesados. Pueden ser desplegables o incluso cambiar de localización.

-Billboard: Este banner de gran tamaño (970×250) es ideal para imágenes de alta calidad o formatos como las animaciones, que alienten la interacción con el usuario. Cada vez está más en desuso y se calcula que solo están disponibles en el 2% de los sites, aunque siguen consiguiendo buenas cifras de visibilidad y engagement. Además, no se pueden cerrar.

¡Suscríbete y recibe
todas las novedades!

Date de alta y recibe nuestro newsletter en tu dirección de e-mail.


Autorizo a contactarme comercialmente por email o teléfono sobre los servicios y productos relativos al marketing digital y directorios, así como elaborar perfiles del negocio y recabar información a través de tecnologías de seguimiento.
Ver información sobre protección de datos

MÁS ARTÍCULOS